Resumen del episodio 7 temporada 1 de The Changeling

Resumen del episodio 7 temporada 1 de The Changeling

¡No te puedes perder el séptimo episodio de The Changeling! Aunque polarizante y confuso, este episodio está lleno de escenas de actores talentosos, una cinematografía impresionante e ideas intrigantes. Sin embargo, algunos críticos consideran que este episodio es una distracción innecesaria antes del gran final de temporada. Descubramos juntos qué hace que este episodio sea tan especial.

Un enfoque en la vida de Lillian.

En este episodio dejamos de lado la historia de Apollo y Emma para centrarnos en la traumática vida de Lillian. Esta última revive los momentos más importantes de su pasado en una sucia habitación de hotel para afrontar sus elecciones de vida actuales. Síguenos mientras exploramos el pasado de Lillian.

Los recuerdos de Lilian

El episodio comienza con Lillian caminando por las calles de Nueva York en busca de su hijo desaparecido, Apollo. Llega frente al Hotel Elk, un lugar que le resulta especialmente familiar. Todo el resto del episodio transcurre en este hotel, a través de recuerdos y monólogos artísticos, creando una narrativa fragmentada y conceptual. Los hechos presentados ya sucedieron, ya que Lillian los revive en su memoria.

Los secretos de Lilian

Lillian pide quedarse en la habitación 205, la misma donde pasó una noche hace décadas. Mientras camina por el hotel, tiene visiones de sí misma y escucha la voz de su difunto marido, Brian, resonando a través de las paredes. Utiliza diferentes objetos para reconectarse con su pasado, como un vestido viejo, cigarrillos y alcohol, que evocan todos sus recuerdos olvidados. Recuerda su estancia en Uganda y su primer encuentro con Brian en Nueva York.

La tumultuosa relación de Lillian con Brian

Lillian cuenta su infancia en África y las dificultades que tuvo para ser una buena madre de Apolo en América. Tuvo que negar su propia cultura y orígenes para sobrevivir en este país extranjero. Se sentía allí como una extraña, como si no fuera su hogar. También analiza su relación con Brian, quien era bipolar y alternaba momentos de atención y denigración hacia Lillian y su cultura. Lo mismo ocurrió con Apolo, su hijo. Brian lo amaba, pero también podía ser violento con él.

El terrible secreto de Lillian

Un día, Brian descubre una factura del Hotel Elk. Acusa a Lillian de haberlo engañado, pero ésta niega haberse alojado alguna vez en este hotel. Brian cree que tiene una aventura con su jefe, Charles Blackwood. Lillian continúa negando estas acusaciones, pero Brian finalmente descubre la factura del hotel y pierde por completo la compostura. Lillian teme que Brian le quite a Apolo debido a su raza y estatus. Cuando regresa a casa un día después del trabajo, encuentra a Brian ahogando a Apollo en la bañera. Sin dudarlo, Lillian se defiende atacando a Brian, matándolo de un golpe mortal en la nuca. Esta escena explica la pesadilla recurrente de Apolo.

Un nuevo comienzo para Lillian

Después de matar a Brian, Lillian va al Hotel Elk para suicidarse. Al final logró convencerse a sí misma de no hacerlo. No quiere que Brian gane. Ella elige enterrarlo, literal y figurativamente, ocultando la evidencia de su crimen al resto del mundo. Lillian le hace creer a Apollo que Brian los ha abandonado a ambos y que deben valerse por sí mismos. Ella promete ser una mejor madre para él. A la mañana siguiente, Lillian se siente libre y esperanzada en el futuro.

Un giro final sorprendente

El episodio termina en el presente. Lillian está parada frente al hotel Elk. La cámara explora los pasillos del edificio, que ahora está en ruinas y abandonado hace mucho tiempo. Queda claro que Lillian no pasó la noche en este hotel y que todo este episodio fue sólo una creación de su mente. Luego, la cámara se detiene en el libro de registro del hotel, revelando que Lillian y Charles efectivamente se hospedaron juntos en este hotel, con sus nombres listados uno debajo del otro. Este giro final revela que Brian tenía razón: Lillian y Charles estaban teniendo una aventura. También se da a entender que Charles puede ser el padre biológico de Apolo, no Brian. A lo largo del episodio, Lillian se culpa a sí misma por lo que le pasó a Apolo en el presente. Ella cree que sus crímenes pasados ​​la llevaron a su desgracia actual. En la toma final, Lillian entierra sus secretos en una maleta, en el océano, donde acecha una criatura siniestra.

Y a ti, ¿qué te pareció el episodio 7 de The Changeling? ¡Comenta abajo!

Fuente: readysteadycut.com

Foto del avatar

Sylvain Métral

J'adore les séries télévisées et les films. Fan de séries des années 80 au départ et toujours accroc aux séries modernes, ce site est un rêve devenu réalité pour partager ma passion avec les autres. Je travaille sur ce site pour en faire la meilleure ressource de séries télévisées sur le web. Si vous souhaitez contribuer, veuillez me contacter et nous pourrons discuter de la manière dont vous pouvez aider.